ANTOLOGÍA DE POESÍA INFANTIL chocolate coco y miel – Ladys Ballesteros Cortez

NUESTROS NIÑOS

Los niños esmeraldeños

son chocolate

en la piel

con dentadura

de coco

su sonrisa

es cascabel;

tienen corazón de oro,

ojos de color

de miel,

cuerpo que es

de caucho puro,

vocecitas de panel;

estos niños,

mar y brisas

son de un

profundo querer,

con un alma

siempre pura

chocolate, coco, miel.

 

EL ZANCUDO

Un zancudo patilargo

tocando está su corneta

un zancudo patilargo

que no monta en bicicleta

un zancudo patilargo,

de gorrita y pantalón

un zancudo patilargo

largo, larguín, largón.

 

LAS HORMIGUITAS

Con antifaz de cristal

saltan de aquí y de allá

están las hormiguitas

cargadas con sus hojitas

trabajando sin cesar.

Hormiguitas de ojos grandes

enséñame a trabajar

préstame tus largas patitas

para visitar el mar

y construir mil ciudades

con arena, barro y sal.

  

SEÑORA PATRIA

Señora Patria

la llevo muy dentro

de mi corazón

cuando flamea al viento

su bello tricolor,

esa batalla eterna

de conquistas

y glorias

que siempre están grabadas

en nuestras memorias.

Señora Patria

es usted buena y hermosa

como mi mamá

nos brinda su cariño

su cobijo nos da

el cielo, el mar, la tierra

cantan hermosas glorias

a usted, señora Patria,

a su eterna memoria.

  

NANA DEL NEGRITO

Muchacho de ojos

como el capulí

decime negrito

¿por qué no dormís?

Que te cuente un cuento

de hadas de ayer

de encantadas aves

flores de papel…

Muchachos de labios

rojos carmesí

negrito querido

¿por qué no dormís?

Te daré mil soles

aves y miel

lechita de vaca

sabroso pastel.

Muchacho bello

como el mismo sol

si tu duermes pronto

te doy mucho amor.

¡Muchacho negrito

dormite…dormí

muchacho dormite

decíme que sí!

  

A LA RUEDA RUEDA

“RONDA INFANTIL”

Que linda mañana

que felicidad

a la ronda, ronda

vamos a jugar.

Todos de las manos

hay que comenzar

haciendo figuras

adelante y atrás.

Con mucho entusiasmo

llevar el compás

del niño que al ruedo

se mete a bailar.

que alegre, mi ronda

vamos a jugar

bailemos, cantemos.

 

MARIMBA

Marimba

de mis abuelos

ven y préstame tu son

mil rumores de mi selva

de fantasía y color. Marimba

que enciendes venas

y alegras el corazón

quédate marimba amiga

con canto

y tu sabor;

quédate viajera eterna

cununo, guasá y tambor.

 

MAMÁ PATA

La señora pata

se le disgustó

al peludo Bobi

que la molestó.

Le gritó sus frescas

con rabia y furor

y con sus patitas

fuertemente le pegó.

 

LA ARAÑA

Araña tejedora

teje, teje, sin cesar

sube en tu tela

de sueños

y hazme un traje

de percal.

Arañita tejedora

ven préstame

tu telar

para llenarme del sueño

de tu trabajar.

 

MARIPOSA

Mariposa chiquitita

que vuelas

de flor en flor

dame tus alas de seda

para volar tras mi amor.

Mariposa de arco iris

dame el néctar de la flor

para endulzarle la vida

a mamá que es mi ilusión.

 

LA RANITA GLO, GLO, GLO

Con carterita

y sombrilla

con lazo de maravilla

vistiendo de tafetán

salió a pasear

un domingo

la ranita glo, glo, glo.

Un sapito engalanado

suspirando

la miró

y le dijo emocionado

contigo me caso yo,

la ranita presumida

un ojito le guiñó

y contenta de la vida

a la iglesia lo llevó

ahora canta en sinfonía

sombrilla, lazo, y bastón

Pareja de maravilla

Saltando, saltín, saltón.

 

MI BARQUITO

Yo tengo un barco, barco

ay mi barco capitán

que ha visitado mil peces

y es el rey en alta mar.

 

LOS NÚMEROS

Para cantar hasta cinco

solo necesito dos,

los dedos de mi mano y yo.

El uno es un desgarbado 1

que se cree un gran señor.

El dos es un encorvado 2

seguro tiene un dolor.

El tres parece un viejito 3

que se le perdió el bastón.

El cuatro es garabato 4

en difícil posición.

Y el cinco es un laberinto 5

de pura complicación.

1-2-3-4-5

 

MI TRICOLOR

Del Ecuador

mi bandera

¡Oh que bello

tricolor

con valentía

y con ganas

defenderé con honor.

El amarillo

del oro

azul del cielo

y el mar,

rojo el color

de la sangre,

derramada

con valor.

¡Oh bandera

de mi Patria

de mi glorioso

Ecuador!

 

MI MAESTRA

Como dos bellos luceros

en el amplio cielo azul,

los ojos de mi maestra

me brindan

eterna luz.

Ella es la lluvia que moja

la cimiente, el fruto en flor,

con sus sabias enseñanzas

que me entrega

con amor,

ennobleciendo mi espíritu

endulza mi corazón,

guiándome por la vida

brindándome su calor.

Adoro en mi linda maestra

su entrega, su gran candor

su cariño, su dulzura

su palabra

hecha de amor.

 

Ladys Ballesteros Cortez

Chocolate, coco y miel

Casa de la Cultura Benjamín Carrión

Núcleo Esmeraldas 2011

Publicado por

Juan Javier

PEDAGOGO, INVESTIGADOR Y ESCRITOR. Magíster en Desarrollo de la Inteligencia y Educación de la Universidad Católica del Ecuador-Sede Ibarra, y actualmente estudios de Abogacía Décimo Ciclo UTPL. Fundador y Director General de la Unidad Educativa Particular Sudamericano.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s