El FERROCARRIL IBARRA – SAN LORNZO

Por MSc. Juan Arroyo C.

El presidente García Moreno autorizó la construcción del ferrocarril Quito-San Lorenzo mediante un decreto legislativo en 1861, (Suárez Veintimilla 1942, citado por Whitten, 1997, p.47),  empero, no fue sino hasta 1915 que se comenzaron los trabajos (Acosta-Solís 1944, citado por Whitten, 1997, p.48). La historia del tramo del ferrocarril que va de Ibarra a San Lorenzo comienza alrededor de 1940, con la reorganización de la Junta Autónoma del Ferrocarril Quito-San Lorenzo. A finales de la década de los 30, un grupo de ciudadanos prominentes y líderes políticos de Ibarra y otras partes de la provincia de Imbabura solicitaron al gobierno la reorganización de la Junta Autónoma  existente, facultándola para construir y mantener el ferrocarril desde Ibarra hasta San Lorenzo, desarrollar el puerto de San Lorenzo, terminar y mantener el puerto, y desarrollar la zona colindante al ferrocarril, es decir, la zona norte de la provincia de Esmeraldas (Whitten, 1997, p.48).

La terminación de la obra el ferrocarril se logró mediante un contrato entre la Junta Autónoma y dos compañías francesas, CIAVE y Entreprises Métropolitaines et Coloniales. CIAVE   subcontrató para la construcción a una compañía conocida como CFE, proporcionó los fondos para completar la construcción de la vía, aportó dos máquinas diesel especialmente diseñadas para la empinada, sinuosa y estrecha entrelínea férrea, y patrocinó estudios sobre el potencial de la zona norte. También consiguió la ayuda de otra compañía francesa, la Sociedad Grenoblesa (SOGREA), para estudiar el puerto y su estuario, y recomendar medidas prácticas para su desarrollo (Whitten, 1997, p.48 y 49).

Durante la construcción del ferrocarril, dos diferentes clases de personas, integradas en su mayoría por serranos, se establecieron en San Lorenzo. La primera era una nueva élite de ingenieros, planificadores, y otros oficiales ecuatorianos y franceses; la segunda estaba integrada por indígenas y mestizos trabajadores de la construcción. La nueva élite trajo la electricidad, tendieron la red de alumbrado público, y construyeron una estación de bombeo en el río Nadadero Chico, llevando agua corriente a las pocas llaves del pueblo. Por su parte, los trabajadores mestizos e indígenas formaban una fuerza laboral numerosa de entre cien y trescientos hombres disponibles en cualquier momento, vivían en campamentos construidos para este fin, permaneciendo en el pueblo apenas el tiempo suficiente para terminar el trabajo para el que habían sido contratados (Whitten, 1997, p.50).

El progreso de la construcción del ferrocarril trajo un boom de la construcción a San Lorenzo. Los franceses levantaron un edificio en el centro del pueblo (hotel Imperial). La Junta Autónoma erigió la Ciudadela, que contaba con un campo de tenis, para dar alberque a los ingenieros y otros oficiales; también levantó oficinas, preparó campos y construyó barracas para los mecánicos. Cuando la construcción del puerto estuvo casi terminada, un grupo de empleados de la Junta Autónoma y CIAVE construyeron una sala de cine en el que ocasionalmente proyectaban películas que alquilaban de un teatro de Ibarra. Otras edificaciones  nuevas reflejaban las nuevas esperanzas comerciales de los lugareños. El hotel Pailón y el salón Ibarra fueron edificados por mulatos locales, también se abrieron algunos salones y tiendas, y dos restaurantes modestos (Whitten, 1997, p.50).

El presidente Velasco Ibarra hizo una visita oficial a San Lorenzo en 1955 para predecir la terminación del ferrocarril, pero fue a su sucesor, Camilo Ponce Enríquez, a quien se le acreditó ésta  cuando se inauguró el 26 de Agosto de 1957 (Harring 1961, citado por Whitten, 1997, p.51).

Bibliografía:

Whitten, N. (1997). Los Negros de San Lorenzo. Clase Parentesco y Poder en un Pueblo Ecuatoriano. Quito, Ecuador: Centro Cultural Afroecuatoriano.

 

Publicado por

Juan Javier

PEDAGOGO, INVESTIGADOR Y ESCRITOR. Magíster en Desarrollo de la Inteligencia y Educación de la Universidad Católica del Ecuador-Sede Ibarra, y actualmente estudios de Abogacía Décimo Ciclo UTPL. Fundador y Director General de la Unidad Educativa Particular Sudamericano.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s